Planet Terror

Robert Rodríguez es un director que me gusta mucho, pero en «Planet Terror« adolece de hacer lo que le da la gana, homenajeando todas las películas de serie b y z con las que ha crecido, y claro, o se es muy fan o la nueva propuesta del director de «Sin City« se hace bastante insípida y por momentos aburrida.

Y digo esto, porque lo que falla es la historia. Zombies, chicas guapas, militares, típicos sureños, toque Carpenter, Bruce Willis, Rose McGowan… son elementos suficientes para hacer atractiva cualquier película, pero si el argumento es tan simple como este, el resultado es algo que no te llega a satisfacer.

Sin duda alguna, lo mejor de todo es el falso trailer (no tan falso en estos momentos) de «Machete«, que es el único que ha sobrevivido a la matanza que han hecho separando las dos películas que componen «Grindhouse«, y que incluía una gran cantidad de falsos trailers en el intermedio de ambos films.

«Planet Terror« tiene momentos divertidos y que destacan claramente como la «elipsis» que nos deja sin saber cual es el pasado de El Wray, y el por qué de su habilidad con las armas. También tiene el valor de rescatar y contar con actores míticos como Josh BrolinThrashin«, «Los Goonies«) o Michael Parks entre otros, pero aun así, esto no me parece suficiente como para equiparar esta obra con algunas de sus anteriores propuestas.

En definitiva, Rodríguez encandilará a todos los amantes del cine de serie b y z pero dejará un tanto desconcertados a los más cercanos al cine actual, y será aborrecido por una amplia mayoría de espectadores más comerciales.

Locos por el surf

El principal interés y razón por la que acudí a ver esta película, fue que el trailer me recordó a «El gran miércoles«, película de surf por excelencia. Gracias a esto he podido disfrutar de una interesante propuesta, en la que los efectos visuales destacan por encima de todo.

La historia es bastante sencilla, y hasta un poco absurda, ya que se centra en las esperanzas de un joven surfista y en el campeonato que tiene que disputar en escasos días. Pues bien, ese reducido periodo de tiempo podía haberse alargado hasta una duración más o menos coherente con lo que se pretende (que esté preparado para ganar el campeonato).
Pese a ello, «Locos por el surf« tiene unos personajes muy atractivos, que en la versión española están muy bien conseguidos, especialmente el pollo, doblado por Alexis Valdés.

Una novedad en este género, es que la película está contada como un reportaje televisivo, en el que se suceden entrevistas, zooms y movimientos cámara en mano que aportan «realismo» a la cinta.

No pasará a la historia como una de las grandes películas de animación, pero «Locos por el surf« hará las delicias de los más pequeños, de los amantes del surf y de los espectadores complacientes.

Pathfinder: el guía del desfiladero

Markus Nispel nos presenta una película épica, que bien podría asemejarse a «Conan el bárbaro«, pero que en ningún momento llega a la categoría de ésta.

He de decir que se trata de un remake, que nos presenta las vivencias de un joven vikingo, que es abandonado en tierras americanas y adoptado por una familia indígena. Tras ser aceptado por la tribu, el chico crece hasta convertirse en un guerrero. Un día su tranquilidad (y la de los suyos) se ve resquebrajada ante la llegada de una nueva hora de salvajes vikingos.

Ante esta premisa, la gente puede pensar que verá una película trepidante (con algunos rasgos de «Apocalypto«), pero que no se engañen. En esta ocasión, la aventura, las batallas y la épica se han quedado en otra parte, ya que no logramos ponernos en la piel del personaje (interpretado por Karl Urban), ni emocionarnos ante los hechos que presenciamos.

Uno de los pocos aspectos que destacaría es la fotografía, ya que Daniel C. Pearl dota a las imágenes de una oscuridad interesante (que también puede sacar muchos detractores), que logra camuflar un poco las carencias del guión y de la realización, pero que dejan bellas estampas en las retinas del espectador.

Rodajes

Este fin de semana estuve ayudando a Edy Asenjo en el rodaje de su cortometraje.

Me ocupé de la imagen junto a David Murillo.


David Murillo y María Castillo

Y durante toda esta semana estoy haciendo de microfonista en el rodaje de un dvd didáctico para que los franceses aprendan español.
Son distintos cortometrajes, y la mayoría están protagonizados por actores de la compañía Escena Miriñaque.

Foxy en el 19ºFestival Cine de Girona

Tras haber participado este fin de semana en el «Festival de cine Las Pedroñeras, I concurso cortometrajes» (el ganador fue «Catharsis«) hoy me ha llegado un mail de la organización del 19º Festival de Cine de Girona, anunciándonos que «Foxy Lady» formará parte de la sección oficial.

El festival tendrá lugar del 15 al 21 de octubre, y nuestro corto se verá el día 20 en la casa de cultura de la ciudad.

De momento no va mal la cosa, ya que llevamos 5 selecciones de 9 posibles.

¿En qué fase se hacen realmente las películas?

Esta es una pregunta que mucha gente se puede formular. Tenemos la costumbre de decir que las películas se hacen en la sala de montaje, y en parte tenemos razón, ya que es una de las fases que componen el proceso de realizar una película, pero ¿cual es la fundamental?

Este «calvario» tiene tres partes diferenciadas: la preproducción, el rodaje y la postproducción.

En el caso de mi último cortometraje, Foxy Lady, han sido muy diferentes.

La preproducción me ha llevado muchísimo tiempo, demasiado, ya que por distintas circunstancias se tuvo que ir postergando.

El primer punto importante fue decidirme por la historia, que como algunos ya sabéis, está basada en un relato. Así que tuve que ponerme en contacto con el escritor para que me cediese los derechos.
Una vez logrado, hubo que adaptarlo a guión, comenzar a buscar actores, localizaciones, equipo técnico y demás historias.

Todo ello requiere una gran paciencia y más, cuando ves que la cosa se alarga. Entiendo al bueno de Leone, cuando estuvo una eternidad para sacar adelante la obra maestra que es «Ã‰rase una vez en América«, o a Peter Jackson y su trilogía. No es que pretenda comparar mi humilde corto con estas maravillas, pero a todos los niveles, estos trabajos nos han llevado mucho tiempo.

En este proceso, me puse en contacto con Nacho Vigalondo, actor y director cántabro que estuvo nominado al Oscar por su cortometraje «7:35 de la mañana«. Una vez cerrada su participación, el proceso continuó, y entre toda esta vorágine, hubo que compaginar muchas cosas, entre ellas el rodaje de su primera película como realizador, «Los cronocrímenes«, la cual se estrenará en el festival de Sitges de este año.

Pues bien, en medio de todo esto, ha habido tiempo de que Nacho «viajase en el tiempo», de que yo haya crecido como director (haciendo distintos videos y ganando algún que otro premio), también de inmiscuir al notable guionista Sergio Barrejón en la coescritura del mismo, de involucrar a la genial actriz Mercé LlorensLa puta y la ballena«) y también de perderla (debido a su agenda y a una película en Uruguay), de tener una productora que se hiciese cargo del proyecto, de producirlo yo mismo, de buscar financiación, de ver como miente mucha gente, de conocer a muchos otros, de chatear, de poner anuncios en Internet y en foros y un largo etcétera.

Tras estar todo un poco en el aire, en diciembre del 2006 se pudo cerrar la fecha definitiva, lo cual hizo que nos tuviésemos que poner las pilas. En ese mismo mes, cerré a la actriz que interpretaría el personaje femenino, siendo Ana Asensio la elegida. Nunca sabré que tal habría quedado con Mercé, pero con Ana estoy realmente contento ya que es una gran actriz y persona. Espero poder contar con ella en futuros proyectos, y verla triunfando en la gran pantalla.

Tanta espera y tanto esfuerzo en la planificación, se vio reducido a tres días de rodaje, bastante intensos en los que tuvimos que solventar algún problema, pero en el que reinó el buen ambiente y la buena comida. Desde aquí me permito dar un consejo a los realizadores que comienzan y que no cuentan con productoras que apoyen profesionalmente los proyectos: tened un buen catering, ya que es la vida del rodaje.

Y todo esto se traduce en que al terminar el rodaje, y aun siendo tarde, la gente se apunta a un bombardeo, y se van a tomar cervezas y copas hasta el amanecer, que es cuando algunos tenemos que ir a devolver el material alquilado, y aun así, a la mínima se realizan nuevas cenas, pero bueno, de esto hablaré dentro de poco.

Sigamos con lo que fue el rodaje.

Pese a llevar una buena planificación (el guión técnico es fundamental), siempre ocurre que hay que tomar decisiones que pueden variar el curso y el resultado de tu obra. Por suerte, no tuve que descartar casi ningún plano.

Una vez grabado, le llega el turno al montaje. Algo que teóricamente parece más relajado y sencillo, y que en efecto lo es, pero aquí también hubo sus cosillas.

La distancia es un hecho que siempre complica todo, y aquí estuvo presente. Compatibilizar todo es difícil, y hay veces que algo que se podría solventar en una tarde o en un día, se alarga una semana, e incluso más tiempo.
El montaje de sonido y la composición de la música y banda sonora es algo complicado y que requiere tiempo.

Varios meses después, el rodaje tuvo lugar en enero, en mayo pudimos estrenar el corto en Madrid, con la consiguiente cenita y fiesta.

El tema del dvd y de la distribución, son también parte fundamental de las películas y de los cortometrajes, y hay que cuidarlo. En mi caso estamos esperando la segunda versión del dvd, con algunos cambios en cuanto a diseño.

La distribución es fundamental, ya que nuestro objetivo es narrar y que mucha gente lo vea. De nada sirve narrar para ti mismo, o sí, pero no en este mundillo, ya que lo que pretendemos es que el público se identifique y disfrute con nuestras historias.

En España y en el resto de países hay una gran cantidad de festivales a los que mandar nuestros trabajos. El único problema es que suele ser difícil, y más con la revolución de la era digital, ya que a cualquier festival suelen llegar alrededor de doscientos cortos, de los cuales seleccionan diez. Otro nuevo camino es Internet, desde el cual podemos dar a conocer nuestros trabajos a cualquier parte del mundo, con una facilidad pasmosa.

Haciendo un breve repaso, todas las partes de las que se compone una película son importantes. Está claro que el rodaje es una de ellas, y la más importante, ya que lo que logres grabar o rodar, será lo que puedas utilizar a posteriori, pero sin un buen trabajo previo ni una buena finalización y montaje que ayude a ordenar todo, nuestro trabajo (días, meses o años), así como el de todas las personas que se han involucrado y ayudado (y más en los cortos, que suelen trabajar por amor al arte), se verá malgastado.

27 Velas

No es una nueva película de John Hughes, aunque podría estar bien, sino las que me toca soplar en este día.

Buscando un poco por youtube, os dejo este momento Simpson.

Hoy también cumplen Antonio Banderas y Hansi Kurch.